¿Qué es el impuesto de sociedades y cómo funciona? Guía completa 2018

Cómo hacer una nómina
¿Cómo hacer una nómina y aprender a calcularla paso a paso?
2 julio, 2018
inspeccion-de-hacienda-a-empresas
Inspección de Hacienda a empresas por sorpresa. ¿Qué debes hacer, y qué motivos puede haber?
20 agosto, 2018
mostrar todo
impuesto de sociedades

¿Quieres saber qué es el Impuesto de Sociedades, y a quién se le exige su presentación, y su pago si corresponde?

El sistema tributario español establece dentro de las obligaciones de contribución a las arcas públicas, un impuesto directo que grava la renta tanto de las personas físicas, que es el conocido IRPF, como el de las personas jurídicas que son sociedades, fundaciones y otro tipo de entidades, en este caso a través del Impuesto de Sociedades.

Tanto el I.R.P.F como el Impuesto de Sociedades son impuestos directos porque gravan directamente la capacidad económica de cada sujeto pasivo, sea como persona física o como persona jurídica, y también son impuestos de carácter individual porque en la forma de tributación se incluyen variables que afectan a las circunstancias particulares de cada sujeto pasivo.

Por tanto el Impuesto de Sociedades es un gravamen que afecta a la capacidad económica de las entidades jurídicas, con algunas excepciones muy limitadas.

Se trata de un impuesto en el que la contabilidad y su resultado juega un papel fundamental, a la hora de obtener la base imponible y el resultado final.

¿Quién debe declarar por el Impuesto de Sociedades?

Todas las entidades jurídicas y sociedades residentes en territorio español tienen que presentar la correspondiente declaración anual del Impuesto sobre Sociedades, incluidas las que no hayan tenido ninguna actividad en el ejercicio impositivo, o en ese periodo no hayan tenido ningún tipo de renta.

En este sentido se consideran entidades con residencia fiscal  en nuestro país las que han sido constituidas con arreglo a nuestra legislación, las que tienen su dirección y control de actividad en España, y las que tienen aquí su domicilio social.

En cuanto a la forma jurídica, tienen que declarar por el Impuesto de Sociedades todas las personas jurídicas y algunas entidades sin personalidad jurídica, exceptuando sociedades civiles sin objeto mercantil.

impuesto de sociedades

Entidades que tienen que declarar por el Impuesto de Sociedades

Entre otras, tienen obligación de presentar la correspondiente declaración las siguientes entidades:

  • Sociedades civiles con objeto mercantil.
  • Sociedades anónimas, limitadas, laborales, colectivas, cooperativas, etc.
  • Agrupaciones de interés económico.
  • Sociedades agrarias de transformación.
  • Asociaciones, instituciones, y fundaciones públicas, y privadas.
  • Sociedades estatales, autonómicas, provinciales y locales.

Además como hemos mencionado más arriba, también tienen que presentar el Impuesto de Sociedades algunas entidades sin personalidad jurídica como:

  • Las uniones temporales de empresas.
  • Los fondos de activos bancarios, pensiones, o de garantía de inversión, entre otros.

Entidades parcialmente exentas de declarar por el Impuesto de Sociedades

Algunas entidades se encuentran parcialmente liberadas del pago del Impuesto de Sociedades, aunque tienen que declarar todas sus rentas estén o no exentas, salvo algunas excepciones.

Entre las entidades con exenciones parciales están:

  • Asociaciones empresariales y Colegios profesionales.
  • Cámaras oficiales, sindicatos y partidos políticos.
  • Instituciones y entidades sin ánimo de lucro, entidades benéficas, declaradas de utilidad pública y organizaciones no gubernamentales.

impuesto de sociedades

Entidades con exención total en el Impuesto de Sociedades

No tienen que declarar por el Impuesto de Sociedades las comunidades de bienes ni las sociedades civiles no mercantiles.

Las entidades en régimen de atribución de rentas.

Algunos entes públicos a nivel estatal, autonómico, y local, Seguridad Social, o Banco de España, entre otros.

Además de estas entidades, para evitar la doble imposición, La Ley 27/2014 del Impuesto de Sociedades contempla la exención aplicable para participaciones significativas a nivel nacional e internacional en países con los que España tenga suscrito un Convenio, con una tributación del 10% nominal.

Período impositivo y de devengo del Impuesto de Sociedades

El periodo impositivo y el devengo del Impuesto de Sociedades, que genera la obligación es de doce meses coincidentes con el ejercicio económico o social, si se encuentra fijado en los estatutos, y en caso contrario de 1 de enero a 31 de diciembre coincidiendo con el año natural.

Existen algunos casos en que el periodo impositivo puede ser inferior a un año cuando se dan determinadas circunstancias como:

  • Extinción de la entidad con presentación del correspondiente asiento de cancelación en el Registro Mercantil.
  • Por el traslado de la residencia de la entidad fuera de España.
  • Por cambio de la forma jurídica de una entidad a otra, que no esté sujeta al Impuesto de Sociedades.
  • Por modificación del régimen jurídico, o cambio de estatuto que afecte al tipo impositivo.

¿De dónde se saca la base imponible del Impuesto de Sociedades?

Partiendo del resultado contable del ejercicio económico, que se obtiene de la diferencia entre ingresos y gastos, se llegará a la base imponible del Impuesto de Sociedades.

Al multiplicar la base imponible por el tipo impositivo que corresponda se obtiene la cuota íntegra a la que dependiendo de cada caso se pueden aplicar algunas bonificaciones y deducciones, de las que restar las bases imponibles negativas pendientes de liquidar de años anteriores, y o pagos a cuenta.

impuesto de sociedades

Gastos fiscalmente no deducibles

Aunque el resultado contable se obtiene de los ingresos menos los gastos, existen algunos gastos que fiscalmente no son deducibles  a la hora de presentar el Impuesto de Sociedades, según la normativa, entre ellos:

  • Tributos, multas, y sanciones.
  • Donativos.
  • Retribuciones a fondos propios.
  • Planes y fondos de pensiones
  • Participaciones en beneficios por parte de los administradores.
  • Pérdidas por deterioro del inmovilizado material.
  • Pérdidas de valor de participaciones, o de fondos de entidades, etc…
  • Gastos financieros por deudas con entidades del mismo grupo empresarial, o para la adquisición de participaciones en el capital de otra entidad.
  • Gastos por extinción de relaciones laborales, mercantiles o por los dos conceptos, cuando superen un millón de euros por perceptor.

Como consecuencia de estas diferencias entre las normas contables y fiscales, hay que realizar en muchos casos algunos ajustes extracontables para obtener un resultado correcto de la base imponible del Impuesto de Sociedades.

Las diferencias entre conceptos incluidos en contabilidad pero que deben quedar fuera de la base imponible del Impuesto de Sociedades pueden serlo por su calificación, imputación o valoración de forma temporal o permanente, y tanto negativas como positivas.

Por tanto si en la cuenta de pérdidas y ganancias de una sociedad se han registrado alguno o varios de los gastos excluidos por la normativa, se deberán aumentar positivamente en el  resultado contable a la hora de obtener la base imponible del Impuesto de Sociedades.

Reducciones de la base imponible del Impuesto de Sociedades

Dentro del Impuesto de Sociedades, como en otros, también existen determinadas reducciones aplicables como:

  • Reducción de importes procedentes de rentas por activos intangibles, cuya finalidad es incentivar la investigación, y el desarrollo para la innovación, a través de reducciones de los ingresos procedentes de la cesión de conocimientos a otras empresas.
  • La reserva de capitalización en el impuesto de sociedades,  premia el que no se distribuyan los beneficios, reduciendo de la base imponible el 10%, siempre que se mantenga el importe en los fondos propios durante cinco años, y no se hayan repartido dividendos con cargo a esos beneficios, o con cargo a reservas.
  • También se puede practicar reducciones de la base imponible de un ejercicio el resultado negativo de un periodo impositivo anterior, sin límite de plazo, es decir compensando en otros periodos impositivos posteriores.
  • Para periodos impositivos desde enero de 2016, existe un límite marcado por el importe de la cifra de negocios del periodo impositivo anterior, a la hora de aplicar el porcentaje a compensar de tal manera que para:

Cifras de negocio del ejercicio anterior hasta 20.000.000 de euros, se aplicará un 70%.

Cifras de negocio del ejercicio anterior entre 20.000.000 y 60.000.000 de euros, se aplicará un 50%.

Para cifras de negocio del ejercicio anterior superiores a 60.000.000 euros, se aplicará el 25%.

No existen limitaciones cuando el capital mínimo es de 1.000.000 de euros, o en los siguientes supuestos: empresas de nueva creación, en extinciones de entidades, reversión de deterioros, y quitas.

impuesto de sociedades

Tipos Impositivos en el Impuesto de Sociedades

Dentro de los tipos impositivos aplicables hay un tipo general al 25%, pero también existen otros reducidos cumpliendo unos determinados requisitos, y que son los siguientes:

  • Tipo reducido al 20% para cooperativas, no aplicable a cajas rurales ni cooperativas de crédito.
  • Tipo reducido del 15%, aplicable a empresas de nueva creación en el primer periodo impositivo cuya base resulte positiva, con excepción de las sociedades patrimoniales.
  • Tipo reducido del 10% que pueden aplicar las fundaciones y asociaciones que hayan sido declaradas de utilidad pública, e inscritas en el registro, cumpliendo los requisitos fijados en el Régimen Fiscal de las Entidades sin fines lucrativos o de mecenazgo.
  • Tipo reducido del 1% que pueden aplicar las sociedades de inversión de carácter financiero o inmobiliario, en los términos que recoge la normativa.

Bonificaciones aplicables en el Impuesto de Sociedades

Cumpliendo determinados requisitos, se pueden aplicar algunas bonificaciones de la cuota íntegra Impuesto de Sociedades:

  • Las rentas obtenidas en Ceuta y Melilla dan derecho a las entidades que operen en estos territorios a aplicar una bonificación del 50%.
  • Las cooperativas protegidas también tienen derecho a aplicar bonificaciones en la cuota del Impuesto de Sociedades del 50%.
  • También se aplica un 85% de bonificación sobre la cuota íntegra de las ganancias procedentes de alquiler de viviendas que cumplan las exigencias fijadas en la normativa fiscal.
  • Las rentas procedentes de la gestión directa por empresas privadas de entidades de capital totalmente público por la prestación de servicios locales, tendrán una bonificación del 99%.

Retenciones e ingresos a cuenta del Impuesto de Sociedades

Obligación de retener

De forma genérica están obligados a practicar las correspondientes retenciones las personas físicas residentes o no, que ejercen actividades económicas en España, generando rentas sujetas al Impuesto de Sociedades, y entidades en general.

Hay que retener sobre los siguientes conceptos entre otros:

  • Retenciones de premios de concursos, juegos, loterías y apuestas no exentos, estén o no vinculados a promociones o venta de bienes o servicios.
  • Rentas de capital mobiliario.
  • Contraprestaciones recibidas en cargos de administración u otros dentro de las sociedades.
  • Por rentas derivadas de la cesión de explotación de la imagen.
  • Las rentas originadas por alquileres y subarriendos de inmuebles urbanos.
  • Las rentas procedentes del reembolso de acciones y participaciones de capital de entidades de inversión colectiva, y además en el caso de que se produzca el abono en especie, habrá que realizar un ingreso a cuenta.

impuesto de sociedades

Pagos fraccionados

A la hora de aplicar pagos fraccionados sobre el Impuesto de Sociedades, existen dos posibilidades:

  • Una modalidad general que se obtiene calculando el 18% sobre la cuota íntegra del último periodo impositivo, con plazos de declaración vencidos al 1 de abril, 1 de octubre y 1 de diciembre, una vez restadas las deducciones, bonificaciones e ingresos a cuenta, teniendo presente que si se obtiene un resultado negativo, o cero no hay que presentar la declaración.

En el caso de que el último período impositivo fuera inferior  un ejercicio completo, se parte de la proporción de cuota de otros periodos impositivos previos, para completar el año.

  • De forma optativa para algunos sujetos pasivos, y exigible siempre que la cifra de negocios neta supere los seis millones de euros, se puede obtener el cálculo del correspondiente pago fraccionado tomando la base imponible de los periodos tres, nueve u once de cada año natural, multiplicando cada base por cinco séptimos el tipo de gravamen aplicable y restando las bonificaciones, ingresos a cuenta o pagos fraccionados realizados, de tal manera que aplicando el tipo impositivo general se obtiene el siguiente porcentaje: 25 x 5/7 = 17,85, que redondeado por defecto sería 17%.

La elección de la modalidad debe ser solicitada con el 036 de declaración censal durante el mes de febrero del ejercicio a partir del cual se pretenda aplicar, cuando el periodo impositivo coincide con el año natural, aunque resulta difícil conocer anticipadamente cual será la mejor opción sin un buen asesoramiento tributario, contable y financiero.

Cuando el periodo impositivo no coincide con el año natural y se quiere optar por la segunda modalidad, hay que hacer la solicitud en el modelo 036 en los dos meses siguientes a la fecha de comienzo del periodo impositivo concreto, quedando la entidad obligada a presentar los pagos fraccionados en los mismos periodos, mientras no vuelva a realizar nueva comunicación en el 036.

No existe obligación de practicar pagos fraccionados del I.S, en el primer ejercicio económico de cada entidad, ya que no es posible aplicar la primera modalidad, al ser la cuota igual a cero. No obstante, se puede optar por aplicar la segunda modalidad.

impuesto de sociedades

Ejemplo de cálculo de pagos fraccionados del Impuesto de Sociedades

Para entender mejor como hacer el cálculo de los pagos fraccionados del I.S,  dependiendo de cada modalidad, y para simplificar el cálculo, imaginemos una empresa en la que no existen pagos fraccionados anteriores, ni deducciones y bonificaciones.

Durante 2016 esta sociedad ingresó mensualmente la cantidad de 50.000 euros, así que en ese año sus ganancias fueron de 50.000 euros x 12 meses= 600.000 euros, y supongamos también que el año pasado  ha obtenido las mismas ganancias.

  • Aplicando la primera modalidad, tomaríamos la cuota íntegra del último ejercicio presentado, es decir del 2016, que ha sido de 600.000 euros con aplicación del tipo general al 25%, que es de 150.000 euros, y a ésta cantidad le aplicamos el 17% que nos dará el resultado de ingreso a cuenta que será de 25.500 euros, en los meses de abril, octubre y diciembre.

El total de pagos fraccionados del I.S, sería de 25.500 x 3= 76.500 euros.

  • Aplicando la segunda modalidad, la base imponible Impuesto de Sociedades de los tres primeros meses de 2018 sería 50.000 x 3 = 150.000, y a esta cantidad aplicamos el 17% = 27.000

En octubre sería de 50.000 x 9 = 450.000, por el 17% =   76.500

Para determinar el pago fraccionado del I.S  de octubre hay que restar la entrega a cuenta de abril de 27.000 euros, quedando un resultado a ingresar de 49.500 euros.

Para el último pago de 1 de diciembre multiplicaríamos los ingresos mensuales de 50.000 x 11 = 550.000 a los que aplicamos el 17%  sobre esta cantidad,  y obtenemos el resultado de 93.500 a los que hay que restar los pagos de abril 27.000 y en octubre 49.500 para obtener el último pago fraccionado del I.S, que sería de 17.000 euros.

En este caso el total de pagos fraccionados sería de 27.000 + 49.500 + 17.000 = 93.500

Es evidente que esta empresa debería optar por la primera modalidad si desea que sus pagos anticipados sean menores, ya que en ningún caso supone un mayor ahorro en el Impuesto de Sociedades.

Consideraciones a la hora de calcular los pagos fraccionados

A la hora de realizar los cálculos según la modalidad aplicable de pagos fraccionados a cuenta del Impuesto de Sociedades, es necesario recordar que en el primer supuesto la base de los cálculos se hace sobre la cuota íntegra, mientras que en el segundo supuesto se hace sobre las bases imponibles.

Además hay que tener en cuenta que cuando la cifra de negocio no es superior a los 10.000.000 de euros en el periodo impositivo inmediatamente anterior, el porcentaje a aplicar es de 5/7, es decir 17%, mientras que si el importe de la cifra de negocio en el periodo impositivo es superior a los 10.000.000 de euros, el porcentaje a aplicar es de 19/20 sobre el tipo general al 25%, y redondeando el gravamen por exceso.

impuesto de sociedades

Presentación del Impuesto de Sociedades

Fechas de presentación

Hay que hacer la presentación de la declaración del Impuesto de Sociedades, trascurridos seis meses desde el momento del cierre impositivo, y en el plazo de veinticinco días naturales contados desde ese momento, de tal manera que si el ejercicio económico coincide con el año natural, la presentación se hará entre el 1 y el 25 de julio de cada año.

Cuando el comienzo del periodo impositivo de sociedades no coincide con el del año natural, hay que computar un año completo desde el inicio de la actividad, y a partir de los seis meses siguientes, hacer la presentación dentro de los veinticinco días consecutivos al sexto mes.

Modelos de presentación

Aunque existen muchos más modelos relacionados con el Impuesto de Sociedades, la presentación de la declaración y liquidación de este impuesto se hace de forma general, en el modelo 200, así como el Impuesto sobre  la Renta de no Residentes,  mientras que los pagos fraccionados del régimen general se presentan en el modelo  222.

Ambas presentaciones se hacen con  certificado electrónico a través de internet.

 

Pago del impuesto de Sociedades

Las empresas y entidades que se encuentre en su primer ejercicio económico no están obligadas a realizar pagos fraccionados sobre el Impuesto de Sociedades,  ya que no existen periodos impositivos anteriores sobre los que hacer el cálculo.

Las entidades y sujetos pasivos en que su período impositivo de sociedades coincida con el año natural, pueden domiciliar el pago del impuesto con cargo entre el 1 y 20 de julio, presentando la correspondiente declaración online.

Obligaciones contables y registrales ligadas al Impuesto de Sociedades

La normativa que rige el Código de Comercio exige la incorporación de libros contables que son el libro de diario y el libro de inventario y cuentas anuales, como estructura básica de la que se obtiene el correspondiente Impuesto de Sociedades.

  • Diario:

Debe reflejar todas las anotaciones en orden cronológico y de forma diaria por el importe de todos los ingresos y gastos derivados de la actividad de cada empresa.

  • Inventario y cuentas anuales:

Con balance inicial, balance de comprobación, inventario al cierre de cada ejercicio, y cuentas anuales con balance, pérdidas y ganancias, cambios patrimoniales netos, flujo de efectivo y memoria.

Estos libros y registros son de carácter obligatorio, sin perjuicio de poder disponer de otros auxiliares en función de las necesidades de la actividad.

Además es necesario legalizar los libros de actas, registro de socios, y de acciones nominativas en sociedades anónimas y comanditarias.

Los libros contables deben ser presentados en el Registro Mercantil dentro de los cuatro meses siguientes al cierre del ejercicio, en formato digital, internet, o formato papel.

Según la actual normativa, hay que conservar los libros anteriormente mencionados, así como todos los justificantes durante un plazo de seis años a nivel general, salvo que exista una disposición aplicable más concreta.

Y ahora que ya sabes qué es el Impuesto de Sociedades y cómo funciona, si aún no tienes asesoría de empresas o estás descontento con su funcionamiento, ponte en contacto con nosotros y te explicaremos todo lo que podemos hacer por tu negocio.

LLAMAR AHORA

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
LLAMAR AHORA